El ministro de Salud bonaerense, Daniel Gollan, dijo que «veníamos bastante bien hasta la semana pasada, pero ya empezamos a percibir que no sólo se reactivó la caída sino que hay un rebrote de algunos indicadores que son preocupantes». «Venían en un descenso las consultas de forma espontánea sobre la percepción de síntomas compatibles con la covidesta semana tiene un rebrote este indicador, que a los 10 días implica un crecimiento de casos».

El funcionario agregó que esos datos se deben a que «hay un relajamiento» y «una sensación de que esto ya terminó«. «Tenemos la intención de vacunar pero estamos a contrarreloj. Queremos vacunar a los grupos vulnerables, pero no podemos relajarnos ahora. Si esto se reproduce en las fiestas de fin de año y durante el verano va a ser preocupante«, subrayó Gollan.

El experto en salud llamó a «hacer un equilibrio entre las medidas económicas, la salud mental y cuidarse». «No vamos a poder aprovechar el beneficio de baja de casos en el verano y vamos a atravesar una alta en la época de frío», manifestó.

Y agregó, a modo de consejo: «El mensaje que intentamos transmitir es bajar el número y acomodarlo con la vacunación antes del frío. Hay que seguir cuidando a los adultos mayores. Quienes vayan a reunirse con personas de riesgo para las fiestas deberían empezar a restringir desde ahora sus salidas«, sintetizó. Y concluyó: «El sistema de fases sigue vigente. En la conferencia de prensa se van a anunciar municipios que vuelven para atrás. La fórmula continúa en práctica».

Por su parte, el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, se pronunció en el mismo sentido y recomendó que las reuniones de fin de año se hagan en lo posible en lugares abiertos y usando el barbijo «la mayor cantidad de tiempo posible».

fuente: pagina 12