El total de casos confirmados en el país es de 2.373153, de los cuales 56.023 fallecieron.

Otras 82 personas murieron y 9.902 fueron reportadas con coronavirus en las últimas 24 horas en la Argentina, con lo que ascienden a 56.023 los fallecidos registrados oficialmente a nivel nacional, informó este viernes el Ministerio de Salud.
Con estos registros, suman 2.373.153 positivos en el país, de los cuales 2.121.954 son pacientes recuperados y 195.176 son casos confirmados activos.
En las últimas 24 horas fueron realizados 50.043 testeos y desde el inicio del brote se realizaron 8.982.815 pruebas diagnósticas para esta enfermedad.
Hasta el momento hay 3.619 personas internadas en Unidades de Terapia Intensiva: las camas de UTI están ocupadas en un 55.9 por ciento a nivel nacional y en un 61.9 por ciento en el Área Metropolitana de Buenos Aires.
La Provincia de Buenos Aires sigue siendo el distrito con mayor cantidad de contagios, con 5.016 nuevos, y se acerca a superar la barrera del millón de casos desde que comenzó la pandemia, con 999.670 al día de hoy.
Un dato llamativo del último informe de la cartera de Salud nacional es que la provincia de Formosa reportó cero casos en las últimas 24 horas.
La Ciudad de Buenos Aires reportó 1.699 nuevos casos (264.608 acumulados en total); Catamarca, 94 (10.624); Chaco, 189 (38.861); Chubut, 48 (50.272); Corrientes, 194 (30.672); Córdoba, 697 (182.524); Entre Ríos, 160 (50.335); Formosa, 0 (2.294); Jujuy, 52 (22.585); La Pampa, 67 (21.452); La Rioja, 51 (11.204); Mendoza, 235 (73.730); Misiones, 89 (12.243); Neuquén, 60 (65.371); Río Negro, 36 (55.589); Salta, 67 (29.592); San Juan, 43 (17.436); San Luis, 141 (23.190); Santa Cruz, 58 (39.641); Santa Fe, 469 (232.985); Santiago del Estero, 104 (25.405); Tierra del Fuego, 68 (24.213); y Tucumán, 265 (88.657).
Los nuevos datos marcan por segundo día consecutivo un descenso en los contagios en medio de la alarma que se encendió esta semana cuando los nuevos casos superaron la cifra de 16.000, un número que no se daba desde el 20 de octubre del año pasado, aunque se esperaba un descenso debido al feriado de Semana Santa.
Como habitualmente los reportes descienden en los fines de semana, se aguarda que recién a partir del martes vuelva a tenerse un panorama claro del posible avance de una segunda ola de contagios.